domingo, 22 de enero de 2012

OPMEGAUPLOAD, ANONYMOUS vs INDUSTRIA

¿Quién ganará?


Como todas las injusticias que se arrementen contra un pueblo, fue silenciosa, anti-ética, atropelladora de los derechos de un pueblo mundial y totalmente injustificada. Aunque el FBI tomó la decisión de cerrar el famoso sitio de descargas, Megaupload, exteriorizando que no tenía nada que ver con  la ley de S.O.P.A, bueno... ¿no pudieron escoger otro momento para cerrar Megaupload sino en medio de la batalla por vetar la ley?

La decisión del FBI fue tonta. Desde el momento de su decisión hasta la ejecución de su plan. Los que apoyan S.O.P.A. son tontos. Se han puesto en contra de una sociedad mundial desde el momento que quisieron obtener el control. 

Muchos artistas, muchas series, muchos archivos que no están en la disponibilidad y al alcance en aquellos países en donde el papeleo para obtener copyright son largos y a veces ni siquiera toman interés en los gobiernos. Es más, en países en donde el ingreso familiar no permite acceder a los precios demasiado altos y desmesurados de los materiales con copyright. 

La "piratería" jamás se acabará. Las leyes anti-pirata jamás van a funcionar. ¿Por qué no aceptarlo? ¿Es que acaso a la industria no le alcanza para pagar sus mansiones, jets privados, carros del último modelo... con el 90% de la ganancia que le quitan a las verdaderas mentes brillantes? Los artistas sólo captan el 10% del dinero cuando alguien compra un producto. ¿Cuántos artistas han ganado su fama, reconocimiento y cariño debido a la fuga de su material? ¿Es que acaso los artistas no ganan más en tours? Robbie Williams, cantante inglés, no está en contra de la piratería, él más bien tiene una posición más pro. Ahora pregunto ¿Es menos exitoso que otros artistas? En mi opinión, por lo que se ve, gana muy bien. 

¿Cuánto se han beneficiado las empresas de mayor reconocimiento por medio del Publicity de boca en boca por parte de sus clientes o de su público? ¿No es éste mismo público con el que están arremetiendo al cerrar la página de megaupload? 

Está bien. Cerraron Megaupload. ¿En donde está todo el dinero de las personas que tenían membresía? ¿Quién lo tiene ahora? ¿Quién se beneficia con este cierre? Ningún artista desde el cierre, hasta el día de hoy he visto que tenga una lluvia de compras de su material. ¿El gobierno les va a devolver su dinero?

Señoras y señores... hemos presenciado el más grande ultraje y robo que se le ha hecho a millones de personas en el mundo. Otras páginas sobrepasan la ley y no las cierran. El sitio más inhumano (NYC, si quieren ver es bajo su propio riesgo), sin ningún respeto a la vida, ni a la muerte humana, sigue vigente; páginas pornográficas infantiles, siguen vigentes. ¿Qué pretenden demostrar, las autoridades quitando un sitio que vagamente atropella la ley estadounidense?

La red de hackers Anonymous, están peleado contra la ley de S.O.P.A., estamos en guerra cibernética. El apoyo de mi parte es inamovible. Me parece de mal gusto que además de todas las regulaciones que se han hecho, todavía quieran censurar más el material que las personas que no tenemos acceso en otras redes de comunicación. 

No a la ley de S.O.P.A. No a la ley de P.I.P.A. No a las leyes que atentan contra la libre expresión y libre expresión personal. 

ANONYMOUS, ¡pa'delante se ha dicho!






jueves, 22 de septiembre de 2011

Crystal Kay

Piel Internacional

Estoy muy feliz porque mi artista japonesa favorita ha estrenado su canal en Youtube y nuevo website . Desde hace 4 años, Crystal Kay me ha embrujado con su voz y sus canciones. A pesar de que este año no hubo mucha actividad de ella y estoy enojada con ella por eso... esta es una noticia que me alegra. Es tiempo que el mundo conozca lo hermosa que esta artista es. Invito a que se tomen el tiempo para ver y escuchar a esta artista que tiene un mix de sabores asiaticos y occidentales. 

http://www.crystalkayonline.com/




Nuevo Canal de Youtube





jueves, 3 de marzo de 2011

What not to wear! 3

No te lo pongas!

De todos los programas vanos, definitivamente este es uno de los mejores. Stacy y Clinton no solo tratan de corregir, sino de encontrar lo bueno de las personas  y proyectar eso, lo bueno. Ellos no aplican el equivocado concepto de "debes vestir a la moda", sino que aplican el concepto de: "Así te vistes, así te sientes... esto reflejas." Ambos hacen un buen equipo para vestir a sus victimas de la manera que toda persona merece sentirse y hacerles saber que el comprar ropa que vaya de acuerdo con sus estilos y personalidad no es un gasto, sino una inversión. El amor a sí mismos también debe de reflejarse, porque desafortunadamente los demás nos tratan de la manera en que nosotros nos queremos proyectar. "No te vistes para el trabajo que quieres, sino que te vistes para el trabajo que quieres tener", dice el dicho.











What not to wear! 2

¡No te lo pongas!

De todos los programas vanos, definitivamente este es uno de los mejores. Stacy y Clinton no solo tratan de corregir, sino de encontrar lo bueno de las personas  y proyectar eso, lo bueno. Ellos no aplican el equivocado concepto de "debes vestir a la moda", sino que aplican el concepto de: "Así te vistes, así te sientes... esto reflejas." Ambos hacen un buen equipo para vestir a sus victimas de la manera que toda persona merece sentirse y hacerles saber que el comprar ropa que vaya de acuerdo con sus estilos y personalidad no es un gasto, sino una inversión. El amor a sí mismos también debe de reflejarse, porque desafortunadamente los demás nos tratan de la manera en que nosotros nos queremos proyectar. "No te vistes para el trabajo que quieres, sino que te vistes para el trabajo que quieres tener", dice el dicho.
























What not to wear!

No te lo pongas!

De todos los programas vanos, definitivamente este es uno de los mejores. Stacy y Clinton no solo tratan de corregir, sino de encontrar lo bueno de las personas  y proyectar eso, lo bueno. Ellos no aplican el equivocado concepto de "debes vestir a la moda", sino que aplican el concepto de: "Así te vistes, así te sientes... esto reflejas." Ambos hacen un buen equipo para vestir a sus victimas de la manera que toda persona merece sentirse y hacerles saber que el comprar ropa que vaya de acuerdo con sus estilos y personalidad no es un gasto, sino una inversión. El amor a sí mismos también debe de reflejarse, porque desafortunadamente los demás nos tratan de la manera en que nosotros nos queremos proyectar. "No te vistes para el trabajo que quieres, sino que te vistes para el trabajo que quieres tener", dice el dicho. Sin más dejo este video como ejemplo.





jueves, 27 de enero de 2011

Fanfic Time 1

"What if..."
Este es un fic que escribí hace mucho tiempo. Lo quiero compartir aquí en mi blog porque ... no es un secreto que soy una naruhina y sasusaku... Estos acontecimientos son como yo pienso que las situaciones pasarían si... depende de quien lo vea es un poco anti narusaku. Leyendolo por segunda vez es más o menos anti-Sakura pero... recuerdo por qué es así: por la frustración. Sin más que decir les dejo este fic si quieren leerlo de mi cuenta en fanfiction les dejo mi link: What if fanfiction link. Pueden dejar comentarios en donde deseen.

Series: "What if …

... the dreams that someday you dreamt came truth and was everything you wanted... except for the fact that everything you wanted was not what you needed... and what you needed you can never have it back."(1)

"Qué pasaría si te dijera... ...que no soy feliz... ...que es incómodo estar a tu lado..."

El sol había dicho sus buenos días al chico que hacía honor a su resplandor en su cabello. Aunque más parecía como si él hubiera esperado a que los primeros rayos tocaran su rostro. Las piel amoratada alrededor de sus ojos daba muestra de que no había podido dormir la noche anterior, o mejor dicho: era otra noche sin que hubiera conciliar el sueño. No es que no le gustara, sin embargo, todas las noches deseaba que los momentos de placer no se acabaran. Más que el simple hecho de que era placentero, eran los únicos momentos en el que él no se sentía como un inútil.

Tomó el despertador que había dado su primer llamado y lo apagó. Acarició la espalda de su acompañante acercándose a ella y susurrándole al oído intentó despertarla con dulzura. Sabía lo que le esperaba, pero él desde hacía mucho tiempo había jurado el no arrepentirse de sus decisiones, el jamás dejar de lado sus palabras. Por esa misma razón, él intentaba, cada mañana, el tratar de sacar toda aquella ternura con la que soñó alguna vez, y con la que, en un tiempo, pensó que era su salvación:

-Sakura-chan, despierta. Ya es de día. Tenemos que levantarnos.- Como siempre, trató de abrazarla.

-Naruto, ¡Molestas, déjame en paz, quiero dormir! – dijo refunfuñando mientras se liberaba bruscamente de aquellos brazos que la habían tenido la noche anterior.

-Sakura-chan, te vas quedar dormida otra vez y…

-¡En serio, Naruto, molestas. Déjame dormir más.! – su tono de voz se volvió más pesado y más bruto, él sabía que debía detenerse.

-Voy a preparar el desayuno.

-Hazme un smoothie de fresa. – Sakura cubrió su cuerpo con la sábana y trató de dormir un poco más.

¿Cuántos años han pasado desde aquel entonces cuando Sasuke se fue, se cubrió de tinieblas, se tachó a sí mismo de traidor, luego regresó y fue perdonado? Muchos años. ¿Qué ha pasado hasta ahora? Lo que se suponía, tenía que pasar. La última batalla con su amigo y que le obligó a regresar, llenó de alegría a muchos y de rabia a otros. El corazón de Sasuke estaba en tinieblas, otra vez. Había cerrado su corazón, otra vez. Por su parte, Sakura se había cansado de esperar, su corazón estaba débil y no pudo soportar otra vez esa presión de cuidar a alguien que no quería ser cuidado.¡Oh, sí! Fue entonces cuando comprendió, quién había estado a su lado todo este tiempo, queriéndole, adorándole. Su corazón decidió darle la oportunidad, en fin, Sasuke ya no volvería a ser lo que ella recordaba. Además, el chico de ojos azules había cambiado: había entrenado rigurosamente desde hacía tiempo que se comenzaba a notar en su cuerpo; su inteligencia seguía siendo opacada por su inocencia, pero la madurez había hecho que él fuera un poco más serio, ahora solo necesitaba un empujón. O así pensaba ella.

Naruto preparó el desayuno como siempre lo hacía, preparó la mesa y se dirigió a su sofá para revisar los papeles que el Hokage debía preparar para su día. Papeles que le daban estrés, dolores de cabeza y problemas con su esposa por no tener el "tiempo suficiente".

-Naruto, sabes que no me gusta el smoothie con tanta azúcar, no soy tú, ¿de acuerdo? Y no entiendo porque me hiciste omelette, sabes que no puedo comer huevo, estoy a dieta.

-Sakura-chan, - dijo con una sonrisa – eso no te va a hacer daño. Por una vez que comas algo…

-Y como siempre no te importa lo que yo piense. Siempre eres tan despistado con las cosas que me gustan y las que no.

-Sakura-chan, ¿vamos a empezar tan temprano a pelear? – dijo con una mueca. Sakura bufó.

-Cómete el omelette, con el smoothie tengo más que suficiente. – Pausó mirando cómo su esposo afirmaba mientras leía parte de su trabajo- Naruto, ¿tienes que hacer esto tan temprano?

-Sí tengo. Hemos tenido un poco de roce con el País del Arroz. La última vez amenazaron con secuestrar al Feudal del Norte. Si tan solo pudiéramos encontrar una forma de…

-Yo que tú mandara a algunos ninjas para partirles la cara y se acabó. Ya no van a molestar más.

La incomodidad… No importaba cuántas veces le había repetido sus intenciones de no crear más conflictos en este mundo… pero ella insistía… ¿por qué no entendía? Habían muchas cosas que no entendía de él, mas ella recalcaba lo poco que entendía de su persona. No era la primera vez, ni la única circunstancia en la aumentaba la incomodidad de su relación. Las mentiras era otra razón por la que no soportaba su matrimonio… mentiras que acabaron la vida del ser que Sakura llevó en su vientre por algunos meses. Mentiras que crecieron cuando afirmó que podían intentarlo de nuevo. Todo, por su bien.

-Naruto - dijo tratando de llamar su atención de nuevo - que no se te olvide la cena de hoy en la casa Hyuuga.

-Me lo dijiste ayer, no tienes porqué repetírmelo.

-Como eres tan idiota, tengo que repetirte las cosas una y otra vez para que no se te olviden.

-Sakura-chan, fuiste demasiado lejos. – dirigió su atención hacia Sakura.

-Qué te parece si me pongo el traje rojo, el que me regalaste.- posó con picardía.

-Me gusta más el verde, llama menos la atención.

-¡Ja! Lo dices solo porque el traje rojo deja más al descubierto. Es la familia Hyuuga, seguramente todas van a llevar vestidos glamorosos. Yo también quiero verme sexy.

No tenía caso discutir. Ya lo había decidido, eso iba a hacer. Naruto solo encogió los hombros y siguió con su papeleo.

-No se te vaya a olvidar por estar revisando los papeles. Y me dejes, como siempre, en ridículo por ser la única de los 12 que no lleva a su acompañante a la fiesta. Me haces quedar como una tonta, en serio.

-No lo voy a olvidar. Te lo prometo.- dijo sin despegarse de su papeleo.

-¿Por tu camino del Ninja?

Naruto detuvo todo movimiento de su cuerpo. Jurar tiempo para su esposa cuando él era Hokage sobre su más preciado sello que lo habían llevado hasta donde se encontraba ahora. Respiró profundo.

-Voy a llegar aunque sea un poco tarde, ¿de acuerdo?

-No lo prometiste.

-Dije que iba a…

-Sí, sí, nunca tienes tiempo para mí, ni para nadie.

Sakura se vistió, arregló, se despidió y se fue al hospital, donde trabajaba como permanente. Naruto, por su parte, tenía que terminar el papeleo, revisar la frontera amenazada, ir a la academia de ninjas para ver una nueva adición que se tenía pensado hacer, asegurarse de que las nuevas construcciones en las afueras de Konoha fueran legales, asistir a una reunión con los Feudales para explicar el avance en la situación de ambos países… parecía que el único enemigo imbatible y con el que no podía negociar, era con el tiempo. Pero Naruto tenía que cumplir la promesa de llegar a la cena.

Las 7 marcaba el reloj cuando todos los 12 hicieron su aparición en la casa Hyuuga. La reunión no era nada más que para anunciar la llegada de una nueva procreación al mundo, una nueva raza en la que la combinación más poderosa de genes se iba a dar a conocer en 6 meses. Hyuuga Hinata iba a dar a luz a su primogénito con sangre Uchiha. Ella sonreía, por supuesto, siempre había querido forjar una familia como la que nunca tuvo: con amor. Sin embargo, las decisiones de aquel ser amado al que alguna vez ella decidió dar su vida para protegerlo, hizo que sus propias decisiones tomaran otro rumbo. Pero, una familia era una familia, un hijo, era un hijo. ¿o no? Ella le daría todo el amor que iba a carecer de parte de Sasuke. Ella le daría el calor del que su esposo forzado le había negado. No era feliz con él, sin embargo, era feliz con la idea de llevar su propio bebé en su vientre. Ella sonreía.

Hiashi dio la bienvenida a todos los acompañantes y se disculpó por la ausencia del futuro heredero Hyuuga, ya que no se sentía bien… o era lo que tenía que decir.

-Hinata, dile a Sasuke que lo quiero aquí. – susurró Hiashi molesto por la vergüenza de no tener a los herederos del clan juntos.

-I…Intentaré convencerlo.

-No lo intentes, dile que lo quiero aquí, quiera o no.

Ella sabía dónde encontrarlo… donde siempre se recluía para pensar en cosas que ella no lograba comprender. Que jamás llegaría a comprender. Sentado en su habitación mirando hacia las luces que solo la noche podía dejar ver.

-¿S…Sasuke-kun? Mi padre… q…quiere que bajes.

-…

-Sas…

-Ya te oí, no tienes que repetirme las cosas. Bajaré cuando quiera. Ahora ya no molestes y ve a dónde tu padre te dice, total, es lo único que sabes hacer.

Hinata quiso decir algo para no sentirse como tonta, pero la mirada punzante de Sasuke no le permitió continuar.

"soy feliz. Soy feliz. Soy feliz. El futuro aguarda. Soy feliz" se decía mientras caminaba hacia la recepción de la casa tratando de mantener sus lágrimas donde pertenecían.

Rostros sin facciones se acercaban a ella, sonreían, ella correspondía. Todo tan mecánico. Hasta que divisó en la distancia un las facciones de un rostro que conocía muy bien. Con su vestido despampanante, rojo, que dejaba ver los atributos que su fallido embarazo le había causado, Sakura había hecho su aparición. Los sentimientos eran confusos, y la delgada línea entre cortesía y desprecio oscilaba, sin embargo era a la única con quien podía cruzar palabras sin sentirse de menos.

-Sakura-san… - la chica de ojos verdes divisó esa voz tan conocida.

-¡Hinata-san! Me alegra tanto escuchar de tu embarazo. – dijo no muy convencida.

-A mi también me tomó por sorpresa.

-…

-…

La incomodidad… el desprecio que sentían era mutuo, sin embargo el solo hecho de tener algo en común las hacía estar juntas: haberse robado el amor de sus vidas. Pero no lo lamentarían, era el camino que habían tomado, Sakura no podía regresar el tiempo y Hinata tenía que seguir con su camino… Brindis por los viejos tiempos, pero debían vivir conforme los minutos pasaran.

-Tengo que… seguir

-Adelante, Hinata-san, no te detengo.

El tiempo había consumido gran parte de la diversión en la pista de baile, por unanimidad, los invitados querían saludar al Hokage, que por rumores se había colado la posibilidad de que él llegara.

-¡Hey, Sakura! El Hokage va a venir o te va a dejar plantada ja, ja, ja….- dijo Kiba quien las copas no le habían perdonado su rechazo.

-Él va a venir.

-¿segura?

-… Talvez no deberías esperarlo… digo, debe estar divagando en otra parte talvez. No creo que venga. – dijo bajando su mirada.

-Yo tengo hambre y quiero comer, ¡HIC!

-C… creo que él vendrá. Tiene que venir. – dijo Hinata tratando de sonreír e interrumpiendo la conversación. – Él tiene que venir. Eso es seguro. Será mejor que nos sentemos a cenar. Pero no debes preocuparte, Sakura-san.

Sin responder nada, talvez producto de sus celos, se sentó lo más alejada posible de Hinata, no por ella sino por… aunque sus intentos fueron en vano, los unicos asientos libres eran los que estaban frente a Hinata y a…

-¡Ah, al fin te dignas en aparecer, Sasuke-kun! - dijo Hiashi mostrando un rostro de complacencia mientras que Hinata y Sakura tuvieron difirieron en sus reacciones.

-Buenas noches. – dijo sin inmutarse escaneando a la región para ver si encontraba el rostro que había enterrado en su corazón hace tiempo. La divisó y los ojos de los que estaba orgulloso se llenaron de nostalgia, odio y dolor. Sakura quien tenía casi la misma expresión, apartó la mirada hacia su plato.

Platicaban de los viejos tiempos, de los nuevos y de la situación actual, la cena era una total tertulia. Con excepción de tres personas…o cuatro… Sudado, cansado, desvelado y con miles de problemas por resolver la persona a la que habían estado esperando apareció.

-¡HOLA A TODOS, DATTEBAYO! – dijo con una gran sonrisa resplandeciente que transportaron a los presentes a aquellos dicen en donde la incomodidad era el nombre que se le daba solo a la desnudez. - ¡¿ESTÁN TODOS ANIMADOS?

Mientras todos respondían alzando sus copas, Sakura lo miró y pasó su mano debajo de su barbilla haciéndole saber a su esposo que era hora de callarse… la sonrisa que Naruto traía se había borrado. Sin decir nada más, se sentó al lado de su esposa. La incomodidad… sentarse frente a la persona que aclamó un día haberle quitado lo único que le hacía sentir completo y sentarse frente a la persona que talvez le habría hecho sentir mejor consigo mismo era lo peor de la noche, sin contar que su esposa quien estaba a su lado, no podía ocultar su enojo.

-Llegas demasiado tarde otra vez., Naruto. – dijo Sakura susurrando.

-Lo que pasa es que… ¡OUCH! No me codees tan fuerte, duele

-No quiero oir tus excusas y eso es lo que te mereces, idiota.

-lo siento.

-No, no lo sientes, porque no es la primera vez que vas a dejar en ridículo ni tampoco es la última… siempre eres así. No te importo.

-Sakura-chan… si me…

No pudo seguir… la mirada de "ella" fue demasiado obvia… por alguna razón la misma frase trillada que siempre decía en tono burlesco "si me importas más que a mi vida", no salió. Naruto vio a la que le proporcionaba la mirada ella sonrió lentamente para dejar notar una triste sonrisa… una sonrisa de deseos no alcanzados, de derrotas continuas… de amor no correspondido. Naruto apartó la mirada.

-Por cierto, dattebayo… ¿qué estamos celebrando, chicos?

- Estamos celebrando lo obvio, ¿porqué? Te diré la razón: Hinata está embarazada. – afirmó Shino.

Naruto de repente se sintió ahogado, no sabía dónde mirar… el equipo que más había luchado por permanecer junto se estaba desmoronando una vez más. Para él la razón era simple: en el fondo, Naruto había pensado de Sasuke como la persona que le robó la oportunidad de experimentar algo nuevo. Sin embargo, nadie de los ahí presentes tenían la culpa de la verdadera separación del equipo 7, los verdaderos culpables, estaban dentro de ellos: malos entendidos.

Fue un circulo vicioso. Hinata jamás escuchó la respuesta de Naruto. Sakura estaba despechada. Sasuke se había deprimido y culpado a sí mismo de todo el dolor que había causado así que despreció a Sakura. Naruto tuvo que lamer las heridas de su amiga… que pronto se convirtió en besos, abrazos y finalmente, la cama. Sakura hizo a Naruto saber que debía ser responsable de sus actos. Despechada, Hinata se centró en entrenamiento, pero su capacidad como Ninja jamás mejoró. Los Hyuuga vieron que la única salida era el crear una nueva raza de Hyuugas. Despechado, cuando Sasuke se enteró por la misma Sakura de sus actos, Sasuke aceptó la proposición de los Hyuuga sin tomar en cuenta el deseo de Hinata. Antes de casarse, Naruto tuvo que replantearse una y otra vez si en verdad había sido responsable…¿Fue responsable con Hinata? Cuando al fin reunió las fuerzas para responder a los sentimientos que hacía tiempo había tenido, encontró la desagradable sorpresa de saber que Uchiha Sasuke había abandonado su apellido para convertirse en el esposo de Hinata.

Los malos entendidos… fueron el comienzo de toda esa incomodidad.

-Ya llevas varios meses, ¿verdad, Hinata? – preguntó Ino.

-…3 meses. – respondió dudando.

-¡WOW! Me pregunto ¿a quien se parecerá?

Hinata se quedó en silencio, mientras Sasuke, quien iba a dar el primer bocado de su cena dejó caer rudamente su tenedor.

-Esto da asco. ¿podemos cambiar de tema?

Hinata apretó tan fuerte sus dientes que el que estaba en el asiento contiguo pudo escuchar su rechinar. Fue un reflejo para no dejar que su fachada de tranquilidad se cayera y dejar al descubierto la tristeza y el rencor hacia Sasuke que había guardado durante los últimos años. La acción no pasó desapercibida por Naruto, quien por alguna razón, comprendió perfectamente por lo que Hinata estaba pasando.

-¡TEMEEEEEE! ¡Cómo te atreves! – gritó.

-Naruto no seas rudo – exclamó Sakura mientras le daba un fuerte golpe en la cabeza a su marido.

-¡OUCH! ¡¿Quieres dejar de golpearme? – exclamó con un tono pesado.

-¡No me hables así si no quieres salir volando!

-¡Estoy tratando de hacerle saber a "este" que no se debe tratar así a las personas!

-¡Naruto, basta!

-¡No quiero! ¡Eres un maldito desgraciado, ni porque es tu esposa y dará a luz a tu hijo…!

-¡Cállate, Naruto! ¡a ti no te importa lo que él haga de su vida, déjalo en paz!

La voz estruendosa de Sakura hizo que el chico de cabellos dorados se callara. Y ahí estaban, dos idiotas abogando por el bien del patrimonio de otras personas.

-Esto es ridículo- Sasuke se levantó y se fue a su habitación, dejando a los invitados en su incomodidad.

Por su parte, las hormonas en el cuerpo de Hinata se exaltaron y quisieron dar muestra de su presencia: las lágrimas cayeron de su rostro.

-L… lo siento, necesito descansar, ha sido un largo día. Mi metabolismo esta un poco extraño… Con su permiso, me retiro.

Sakura sentía vergüenza, no consigo misma, sino con Naruto, ya que él era el imprudente. Naruto por su parte, se sentía disgustado, no consigo mismo, sino con Sakura, ella siempre era tan insensible.

-Naruto, ve a disculparte con Sasuke, yo iré a disculparme con Hinata-san.

Era una orden. ¿O no? Lo que haya sido, Naruto obedeció.

-Sasuke puede estar en su habitación. Hinata siempre se va al salón vacío, dice que es porque no alcanza el ruido de la ciudad. – exclamó Hiashi.

Aún con direcciones claras Sakura y Naruto tuvieron problemas para encontrar dichosas habitaciones… Como fue planeado, Naruto fue a la habitación a buscar a Sasuke y Sakura al salón vacío para disculparse con Hinata. Todo iba según lo planeado de no haber sido por…

-Sasuke, ¿qué haces aquí? … yo pensé que…

-Sakura…

La chica de cabellos rosados salió de su trance.

-No debería ser así pero… disculpa a Naruto, sabes que él es impruden…

-¿Quieres callarte?...Te estás haciendo tanto daño… me estás haciendo daño y yo mismo me estoy dañando. Me culpé por todo lo que pasó. No tenía que haber sido así, lo sé.

-Yo no vine a hablar de nada contigo, simplemente vine a decirte que lo siento mucho por Naruto. Si me disculpas.

Sakura se volteó. Sasuke la tomó del brazo, la haló y la contraminó en la pared.

-Ahora que recuerdo lo que hice… el error que cometí, talvez hubiera sido mejor que yo no actuara tan déspota contigo. Te hubiera hecho mía cuando tenía oportunidad, o talvez te hubiera forzado.

-¿Cómo te atreves?

-Hubiera borrado cada caricia que él te hizo… lo hubieras olvidado por completo…

-Suéltame, estoy feli….

-¿felizmente casada? No, Sakura. Conmigo hubieras sido feliz… yo… solo me sentía culpable porque los hice sufrir a ambos. Pero pensé que tu promesa sería válida.

-eso fue en el caso de que te quedaras en el momento en que te hice la propuesta.

-Pensé que tu amor valía más que esas simples palabras vacías…

-Ya te dije que…

-"Te amo tanto que duele"… "todos los días haremos algo divertido… no te arrepentirás…" … ¡Mentirosa!

-Yo no te amaba…

-Mentirosa

-Yo solo quería que te quedaras

-Mentirosa.

-yo no sentía nada por ti

-Mentirosa.

-¡BASTA! – Sakura no pudo contener sus lágrimas - ¿por qué me dices esto? ¡Eres cruel!

-Sakura… - dijo limpiando las marcas de agua en su mejilla - ¿qué hubiera pasado si me hubiera quedado junto a ti? ¿Qué hubieras hecho si yo aceptaba a tu propuesta cuando todo este tiempo habías estado enamorada de Naruto? Me mentiste. ¿Quién es cruel aquí?

El llanto no cesaba.

-Yo, yo…

-Te metías en mi cabeza y actuabas como si fueras ese pedazo de conciencia que me quedaba. Eras una molestia.

El llanto cesó. Lo deseaba… deseaba tan siquiera una despedida… la que nunca tuvo… Sasuke… la besó. El beso creció… las caricias se presentaron… el deseo jugó con sus destinos de esa noche… casados con otras personas… en ese lugar extraño el amor que nunca fue y nunca debió ser… se consumó.

0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0-0

-¿Hinata?...

Aunque fuera noche y estuviera oscuro, la luz de luna se deslizaba a través de las cristalinas gotas de lagrimas que la chica de ojos blancos tenía. Aquella voz solo hizo que sus marcas se exaltaran. Apenas y podía hablar.

-L…o siento…tengo la…s hor…monas como …l…ocas. – se limpió el rostro.

-Las hormonas… claro… Yo… siento mucho lo que pasó en la cena… nosotros…

-N…o…ti…enes que dis…culpar…te … esas cosas pasan en los matrimonios – trató de calmar su ansiedad.

-me comporté como un niño y yo… lo siento…

-No. Es bueno saber que no importa el tiempo, Naruto-kun siempre será Naruto-kun.- Sonrió.

Por alguna razón este pasaje le hizo recordar aquel fatídico momento de vida o muerte que hizo que el chico de cabellos rubios perdiera la razón ante el último impulso para que cediera ante la furia.

-Hinata…creo que no fui muy responsable cuando interrumpiste mi batalla contra Pain… yo…

-¿Vas a rechazarme por segunda vez?

-¿Segunda vez?

-Te casaste con Sakura-san.

-Tú te casaste con Sasuke, lo cual me hace pensar que lo que me dijiste fue una menti…

-Para mi… lo más importante es que seas feliz… claro que dolió cuando supe que estabas con ella… y me decepcionó mucho que hayas sido parte de la razón por la cual tu equipo fue disuelto. Y la razón por la que Sasuke-kun se volvió un poco amargado por la vida… pero…Tú solo querías hacer lo correcto, ¿cierto? Deseé por tu felicidad y quise que fueras el hombre más afortunado del planeta, pero… los deseos en la vida real… no se cumplen. Aún … siento por ti lo dije haber jurado… Tu sonrisa sí me salvó, sí quería estar junto a ti… sí quería caminar contigo… pero tu amas a Sakura-chan… lo único que puedo hacer es mirar desde lejos y forjar mi propio camino… este bebé… es mi camino. Solo hay un problema con mi teoría… No te veo feliz… y eso me pone…

El llanto silencioso apareció con más fuerza… en los dos…

-Lo sabía… sabía que debía darte una oportunidad pero… no podía dejar a Sakura-chan sola… sabía que … de alguna u otra forma… después de que ella abortara a nuestro primogénito tenía que buscar mi propia felicidad… fue una señal… una señal que quise ignorar… pero soy un inútil… y no puedo dejarla porque… ella se sentiría sola… siempre he estado a su lado… siempre… pero eso no me hace ser la persona que ella quiere que sea… yo no soy perfecto…tú… siempre me consideraste imperfecto también…

-No, Naruto-kun… tú eres perfecto… quien diga que no lo eres… debe abrir un poco más los ojos… o transplantarse el Byakugan…

-ja… Ja, ja,ja,ja,ja….- los dos rieron…

-Buena esa… -dijo Naruto. Los dos calmaron su llanto con la risa – Así que… tienes tres meses…

-Sip. La gente dice que no se nota… yo si lo noto. Está un poco abultado y a veces se mueve.

-¿en serio? ¿puedo tocar?

Hinata afirmó. El ojos azules se sentó a su lado y Hinata se recostó en la pared y se destapó la parte del estómago de su Kimono para dejarle espacio en su vientre. Naruto la acarició.

-¡Oh! ¡Se movió! ¡Se movió! ¿No es muy temprano para que se mueva?

-Al parecer va a ser muy enérgico… no entiendo de donde podrá venir… Sasuke-kun no es así…

Naruto cambió su expresión alegre por una más… triste…

-No hables de él.

-Él es el padre de este bebé. No puedo separar ese hecho.

-si fuera mío, lo enérgico se explicaría…

La chica de ojos blancos miró con asombro al chico mientras él se acercaba de manera impetuosa hacia su boca… no podían describir sus sentimientos… ya no sabía qué pasaba solo quería llegar a sus labios… como vírgenes… labios suaves, inexpertos, como si jamás nadie los hubiera probado… talvez era así… talvez Sasuke había pasado de largo lo hermosa y tierna que ella se veía al besar… talvez no le importaba … pero a él sí… a Naruto sí le importaba. Siguió tocando el vientre de los ojos color perla, aún sabiendo que lo que llevaba dentro no le pertenecía… quería hacerla suya…temblorosa como una virgen, o un ángel que había caído en sus brazos, besó sus mejillas… deslizó su lengua hasta su cuello y la chica susurró: "Te amo, Naruto-kun" … Regresó a su boca… Dulces labios…sabor cereza… Se detuvo. La miró intensamente reflejando su deseo, sin embargo su cuerpo no se movía… sin decir nada, con tan solo mirar a sus ojos… Hinata entendió… comprendió… y supo que la palabra lealtad… era algo que Naruto no quería perder más. Él quiso explicarlo… pero Hinata tapó sus labios.

-Lo que sea que elijas será mi bendición… con la promesa de que debes ser feliz… y jamás retractarte de lo que has deseado…Debes estar junto a ella… siempre lo has estado ¿cierto?

-Yo- Naruto soltó lágrimas de confusión, angustia, deseo – lo siento, no puedo engañarla así… soy el hokage y…- Hinata cerró sus labios con el último beso que probaría de él. – Dime qué hacer…

-No, es tu decisión….¿qué quieres hacer?

-YO…Yo….

-Vete.-dijo sonriendo.

Como si no quisiera abandonar la habitación… Naruto hizo pasos cortos y lentos… sin embargo, ya había traicionado a Sasuke una vez… no planeaba hacerlo de nuevo… no con la que engendraría su ansiado clan. Con el mismo humor como si fuera hacia su propia muerte, Naruto salió de la habitación.

La fiesta terminó sin los festejados…Naruto tuvo que fingir la sonrisa durante toda la fiesta… no le importó que su esposa no estuviera junto a él, en fin, era su pequeña venganza por las veces anteriores… ¡Ah! Naruto, no había cambiado su despiste y su inocencia… jamás nunca cruzó en la cabeza ni siquiera la mínima posibilidad de…

-¿Qué te sucede Sakura-chan?...te veo tan animada… y eso que estabas tan enojada durante la fiesta.

-Cosas buenas pueden pasar a veces. –dijo mientras preparaba un bocadillo y Naruto buscaba en la TV alguna película.

-¿qué te pasó durante la fiesta?

-…. Ahm… eh… bueno… yo… me encontré a alguien… que no había visto en mucho tiempo.

-ah… claro.

-…

-…

-Sakura-chan…

-¿Sí?

-Dime que me amas.

-…¿Disculpa? ¿Qué te pasa idiota, te dio fiebre o algo?

Naruto decidió callar.

-Nee… Sakura-chan…

-qué quieres, baka, déjame ver la película.

-quiero tener un bebé.

-…. Acerca de eso… yo… no quiero… comprometerme a algo tan grande como eso. Aún.

-…. De acuerdo.

Muy poco sabían los dos de lo que pasó esa noche… jamás hablaron del tema, de nuevo. Sakura debía proteger a Naruto… no quería lastimarlo, por esa razón, jamás tocó el tema de Sasuke, aún cuando en sus sueños, y los días en los que el Hokage permanecía ocupado en los asuntos exteriores, le pertenecieran al Uchiha. Sakura debía proteger la sonrisa de su esposo, no podía decirle la verdad. La verdad que se llevaría a la tumba: ella no podía quedar embarazada… ya no más. La verdad de tener lujuria por otro hombre. Él, por su parte, tampoco quería lastimar a su esposa… sí, su cuerpo no se lo daría a nadie más que a su esposa, aunque su mente estuviera con otra persona… aunque su corazón, en realidad le perteneciera a aquel ángel que lo había salvado tiempo atrás. Todos los sueños se habían cumplido… El Hokage obtuvo a la chica de sus sueños, el amor de Sakura fue correspondido, el amor de Hinata también lo fue alguna vez y Sasuke podía resurgir su plan.

Esa noche no fue la excepción, el mismo pensamiento pasó por la cabeza de Naruto: "no quiero que esta noche acabe", más que el simple hecho de que era placentero, eran los únicos momentos en el que él no se sentía como un inútil ante su esposa. A la mañana siguiente, acarició su mejilla, le susurró al oído. Intentó despertarla con dulzura. Sabía lo que le esperaba, pero había jurado de nuevo el no arrepentirse de sus decisiones, el jamás dejar de lado sus palabras. Por esa misma razón, intentó el tratar de sacar toda aquella ternura con la que soñó alguna vez, y con la que, en un tiempo, pensó que era su salvación… todo parecía lo mismo… salvo desde aquella mañana había algo diferente… que se repetiría cada día después de "aquella noche"… cada vez esos nombres fueran mencionados… cada vez que se encontraran…

La inocencia…

El pecado…

La lujuria…

Las mentiras…

La sobreprotección…

Cuando se confunde la amistad con el amor…

El amor con la pasión….

La comprensión con la rendición…

Y las agallas con la necedad…

Queda aquello que solo podría describirse a través de una palabra….

Incomodidad.

FIN...


(1) (... los sueños que una vez soñaste fueran realidad y fuera lo que siempre querías... excepto por el hecho que todo lo que querías no era lo que necesitabas... y lo que necesitabas jamás lo podrás tener de vuelta...)


¿Les gustó? ¿No les gustó? ¿Muy anti-narusaku... se quedan juntos al final o no? ¿Muy triste para el Naruhina y el Sasusaku? ¿Qué opinan? Háganme saber sus dudas, inquietudes e insultos que quieran hacerme... aunque si vienen con insultos, fundamentenmelos con números de página y todo xD para que mi cabecita pueda entender mejor.

domingo, 21 de noviembre de 2010

Christina Aguilera: Super Power Woman part 1

Album infravalorado, críticas y comparaciones

Este ya es un tema viejo. Sin embargo quería traerlo en cuenta de nuevo ya que en los últimos días he estado muy desilusionada con reviews videntes de Burlesque de parte los fans y de la continua mala propaganda que Bionic ha sufrido.

Aclaro que Christina Aguilera es una de mis artistas favoritas. Ella ha hecho todo lo que nosotras, las "wannabes" (Iwannabe singer ja, ja) queremos ser, ya que: escribe sus propias canciones, está en el proceso de composición de ellas, habla lo que piensa, se comporta como diva, ha tenido muchas colaboraciones con otros artistas, modela, canta maravillosamente, es prodigio, es un ícono, es feminista, baila y muy recientemente ha dado buenas luces de una buena actriz.

Sin embargo, hasta alguien como ella ha sido presa de muchas comparaciones. Aún no se ha podido decifrar la causa de ello. Será porque es latina radicada en USA, porque tiene un cuerpo magnifico y es latina, o tiene ojos y cabello rubio... y es latina. Sea cual sea la razón siempre, desde el inicio de su carrera como artista se ha visto envuelta en situaciones que no la dejan brillar en su esplendor: comparada con Britney Spears en sus inicios, etiquetada como una egocéntrica por supuestas peleas con Pink (que en mi punto de vista radican en unos malos entendidos entre ellas dos), comparada vocalmente con Mariah Carey, comparada con Britney Spears, etiquetada de fácil, puesta en una carrera con Beyoncé , comparada con Britney Spears... ¿ya dije Britney Spears?... y en estos últimos tiempos, con Lady Gaga.

Decir que no tengo nada en contra de Lady Gaga es una hipocresía de mi parte, pues no solo pienso que ha robado ideas, sino que tomó esas ideas y las presentó de una forma más digerible al público quitandole toda la intención que tenían en aquel tiempo. Pero ella es otra historia. La repetición de las sílabas en sus canciones no son más que eso: repetición.

Desde antes que su hijo naciera, Christina Aguilera hizo público que su próximo disco miraría hacia el futuro. Con la primera presentación que hizo en los VMA's del 2008, fue claro: Era una vista hacia el futuro como lo hacían los futuristas de los 60's, 70's y 80's. Precisamente cuando hizo público Keeps Getting Better, Namie Amuro presentó al país nipón su mini disco del mismo nombre. Y... qué sorpresa me llevé al conectar lo que había dicho 5 semanas antes del lanzamiento de "greatest hits" de Aguilera: que todo estaría basado en japón porque era futurista.

Para desgracia de los fans el disco que tenía que estar listo en 2008 se pospuso, gracias a la intervención del director Antin para darle un papel protagónico a la chica de gran voz. Bionic se pospuso por 2 años. En parte, culpo al mal tiempo por las malas ventas.

La experiencia de Christina en Burlesque fue nada más otra extensión de Back to Basics para ella. La sensación de hacer algo distinto venían acumulándose en el tiempo de grabación. Esto es lo que me encanta de Christina Aguilera: cumple lo que se propone.

Con la experiencia de ser mamá Aguilera quería mostrarle al mundo que ser madre no le quitaba lo mujer, y este es otro punto que me gusta de ella. Antes de lanzar el disco, en las entrevistas, puntualizó que Bionic eran sus diferentes facetas como mujer. Como mujer, la entiendo. No soy madre aún, pero si lo fuera, pensaría que desearía que los demás me vieran como lo que soy: mujer. Ser madre es solo una faceta más de ser mujer, pero no en la totalidad.

El sentirse deseada, segura de sí misma, (I am, Glam, Prima Donna, Desnudate, Sex for Breakfast, Vanity); el tener una noche entre amigas (My girls, Not myself Tonight) ;el sentirse amada y recibir el mismo amor a cambio, o recibir el mismo placer de ser amada (Sex for breakfast, You Lost me, Wohoo, Elastic Love), el ser vulnerable y necesitar de sí misma o de alguien más para salir adelante (lift me up, stronger than ever); el expeler todo aquello que sabe mal para evitar arrugas (I hate boys, You lost me), el ser madre(All I need); el ser esposa de alguien que no valora (birds of prey); el ser una mujer protegiendo su sexo (Bobblehead) y lo más importante, lo que resume todo ser una mujer artista (Bionic).

Esto es lo que siempre me ha gustado de Aguilera. Ella puede sacar conceptos para sus albums. Stripped trataba de su vida como transición, como afirmación de sus ideas, como crecimiento. Back to Basics, trataba de su esposo y de cómo esto solo había reafirmado sus ideas de ser siempre aquella chica sucia, pero limpia de las manos. Bionic es la exposición de ella como mujer. en la transición de sus álbumes uno puede introducirse en su mente, entender el por qué ella hace esto, o lo otro... y de paso tomar como himno algunas canciones que puedan tener algun significado especial para alguien.

Bionic sin duda es la mejor forma de poder explorar todo lo que una mujer quiere en sus ratos de ocio: placer, diversión, ser la reina, la amante, la chic, la poderosa. Ella misma afirmó en su momento que Bionic era un album divertido... y en verdad lo es. Líricas sarcásticas, tontas, críticas, narcisísticas con un toque de humor, haciendo del sexo algo divertido, no casual, sino de hacerlo con alguien que sepa devolver favores... pueda que este album no se haya vendido bien por la música en sí, sin embargo, sus líricas, si no se toman demasiado en serio pueden llegar a ser himnos de la diversión, desde mi punto de vista.

Por ejemplo, no soy una chica que se enorgullezca de su cuerpo, sin embargo Vanity me hace sentirme como la más deseada del mundo no importando lo que piensen los demás. Bobblehead me recuerdan a ciertas personas que he conocido a lo largo de mi vida y quisiera gritarles esta canción para que entiendan que para ser sexys no tienen que pretender no tener cerebro. Desnúdate me hace pensar en mis más ocultos fetichismos SM, al igual que Woohoo. Elastic Love me hace reír con su analogía... I hate boys me hace despertar mi feminismo extremo rezando al cielo que pueda encontrarme a un hombre estilo Sex for Breakfast. Stronger than ever me recuerda la situación que vivo con mi madre... y así sucesivamente.

Creo que desde la firma del contrato con Burlesque y la fecha de lanzamiento de Bionic, fue claro que en algún momento una de las dos prioridades tenía que ceder. Al final ha cedido Burlesque. Creo que Christina no quería nada muy serio para Bionic y que solo fue una excusa para sacar el nuevo disco que había prometido desde hacía ya 2 años.

Las ventas no ayudaron a la promoción, la poca promoción de la misma compañía no ayudó, tampoco la campaña sombría de Gaga vs Aguilera, mucho menos sus mismos fans quienes han criticado fuertemente al álbum y el cambio de imagen de la cantante; sin embargo, las canciones son adictivas y divertidas, inteligentes y humorísticas, tristes y nostalgicas... es un buen disco.

Esperemos que Burlesque tenga mejor suerte (que ha empezado con pie derecho). Los cortos que están aparecieno en internet son excelentes.

Bueno hasta aquí me quedo. Esta batalla continuará hasta el día en que Aguilera se quede sin voz y con alziemer, espero que sea en 200 años de aquí en adelante.

Previews:

Nos vemos...... ah sí! Naruto está ardiente!!!! Hyuugas a la vista!!!!!

Nos Vemos!!!